SIETE ALMAS (1)

  05 Febrero 2009
sietealmas0.jpg
Título original: Seven Pounds
País, año: Estados Unidos, 2008
Dirección: Gabriele Muccino
Producción: Todd Black, Jason Blumenthal, James Lassiter, Will Smith, Steve Tisch
Guión: Grant Nieporte
Fotografía: Philippe Le Sourd
Música: Angelo Milli
Montaje: Hughes Winborne
Intérpretes: Will Smith, Rosario Dawson, Woody Harrelson, Barry Pepper, Robinne Lee, Bill Smitrovich, Michael Ealy,
Duración: 118 minutos
Distribuidora: Sony Pictures
Estreno: 16 enero 2009
Página web:  www.sevenpounds.com

Tedio mortal
Escribe Gloria Benito

sietealmas2.jpgEn la misma línea blandita y sentimental de En busca de la felicidad (2006), Gabriele Muccino estimula aún más el lagrimeo de los espectadores con esta cinta cuyo guión es responsabilidad del televisivo Grant Nieporte, que se estrena así en la gran pantalla. Seguramente el éxito comercial de la alianza Muccino-Smith en su anterior película, unida al gusto del gran público por las historias de superación personal reducidas a cuento de hadas, explica la edición de este historia de culpa y redención tan exagerada que a la fuerza resulta inverosímil.

El relato arranca del final cronológico de la historia y retrocede en el tiempo con algunos flashes del pasado insertados en el desarrollo argumental, que recupera así el orden lineal. Lo que tiende a confundir al espectador, sobre todo al principio, pues no se entiende bien qué pretende el personaje ni qué motivos le mueven.

sietealmas4.jpg

Cuando la historia se hace coherente, nos encontramos ante un atormentado Ben Thomas, interpretado por un tristísimo y a veces colérico Will Smith, que suplanta la personalidad de un inspector de Hacienda para acceder a las vidas de siete personas que necesitan ayuda económica, médica o espiritual. Claro que tienen que merecerlo según el juicio del falso inspector, que rechaza a los malos y recompensa a los buenos. Todo ello para redimirse de una falta que suponemos gravísima y que se muestra de forma fragmentaria al espectador durante la proyección para resolverse en una explicación final, por si los destinatarios del filme no lo hubieran comprendido.

sietealmas3.jpgEl gesticulante actor que encarna al protagonista hace en esta ocasión gala de una absoluta uniformidad que se reduce a poner ojitos lacrimosos y cara triste en unos primeros planos que resultan aburridos y cargantes sin los matices que otros les atribuyen. Afortunadamente, se acompaña de actrices como Rosario Dawson (La conspiración del pánico, 2008) en el papel de la enferma y al mismo tiempo vigorosa Emily Posa, contrapunto y acicate para la comprensión del personaje y para el placer de los espectadores.

En suma, se trata de una historia bastante increíble, que se desarrolla con un ritmo demasiado lento y una estructura poco clara, a pesar de los fallidos esfuerzos del director y del guionista por crear misterio o interés a base de rupturas temporales que sólo ocasionan confusión y aburrimiento.

La música, en exceso sensibilera, tampoco contribuye a configurar un ambiente sentimental profundo. Por lo tanto, quizás guste a adolescentes fans de Will Smith y jubiladas desocupadas que disfruten de las emociones superficiales y de la lágrima fácil.

sietealmas14.jpg

Más artículos...