Principal
Arriba

Cuando ruge la marabunta
Aquí un amigo
Con la muerte en los talones
Rashomon-Haneke
Cinema Paradiso
Sin perdón
El último de la lista
Ópera prima
La muerte viaja demasiado
El valor del cine
Malalts de tele
Network
El bazar de las sorpresas
Gremlins 2
Ábrete de orejas
Farenheit 451
Retorno al pasado


No nos gustaría tener que escribir estas líneas, pero nuestro amor por el cine nos obliga a dedicar, mes a mes, un pequeño recuerdo a aquellos cineastas (en el sentido amplio de la palabra) que ya no están con nosotros. Ojalá algún mes esta página tuviera que quedarse en blanco...

En 1995 Boetticher estuvo en Valencia para presentar el libro escrito por dos de los redactores de "Encadenados". De esta visita encontraréis un amplio artículo en "El bazar de las sorpresas".Budd Boetticher

Uno de los grandes directores clásicos del cine norteamericano aún en vivo falleció a finales de noviembre. Tenía ochenta y cinco años. Era una leyenda del cine, de una época gloriosa de la meca del cine. Conoció a los grandes de Hollywood (productores, directores, actores y actrices, fotógrafos...), dirigió a buenos actores (Robert Ryan, Robert Stack, Glenn Ford, Lee Marvin, Richard Boone, Anthony Quinn, Joseph Cotten...) y a bellas mujeres, algunas también excelentes actrices (Mauren O’Hara, Rhonda Fleming, Julie Adams, Karen Steele, Abbe Lane...). Fue deportista, torero. Escribió varios libros autobiográficos, guiones (Dos mulas y una mujer), y hasta intervino como actor (Operación Tequila). Realizó también diferentes episodios para series televisivas como Maverick, The rifleman.... Fue nominado para el oscar al mejor guión por El torero y la dama (1951). Después de ser asesor taurino de Sangre y arena en la versión que Mamoulian realizó a comienzos de la década de los cuarenta, trabajó como ayudante de dirección entre otros de Charles Walters (Las modelos, Los desesperados) o George Stevens (El amor llamó dos veces). Su primera película como realizador la filmó en 1944. Su título, One Mysterious Night. Todos los filmes que realizó hasta 1951 los firmó con el nombre de Oscar Boetticher Jr. El rodaje de El torero y la dama le llevó a cambiar el nombre. Desde ese momento firmó como Budd Boetticher. Entre 1952 y 1953 realizó diez películas para la Universal. Se trata de westerns o filmes de aventuras, algunos tan interesantes como Traición en Fort King, inspirada en un hecho real ocurrido con los indios seminolas de Florida, o El desertor del Alamo. Una nueva película de toros, Santos, el magnífico y un excelente policiaco, El asesino anda suelto, le conducen a lo que será la cumbre de su carrera, los siete westerns que realizó interpretados todos ellos por Randolph Scott y con guión, en su mayor parte, de Burt Kennedy. Grandes obras comandadas por Seven men from now y entre las cuales hay títulos tan emblemáticos como The tall T, Cabalgando en solitario o Estación comanche. El rodaje de este último título lo alterna con marchas a México donde con su fotógrafo preferido, Lucien Ballard, comienza a preparar Arruza, el homenaje que Boetticher “escribe” para su amigo, el gran torero Arruza. Pero, lo que deseaba fuera la película de toros por excelencia, se transforma en un filme maldito. Tarda siete años en acabarse. Boetticher rompe su matrimonio con la actriz Debra Paget, se arruina, le meten en México en la cárcel, y, para remate, muere Arruza en un accidente de coche. Pero antes de que eso ocurra aun puede rodar otra obra maestra, La ley del hampa, un filme negro con reminiscencias, claro está, del western. No sólo cuesta terminar Arruza, también hay problemas para editarla y para estrenarla. John Sturges le remonta y cambia el comentario de la película. Luego realiza otra película A time for dying, un western que da la sensación de inacabado. No puede dirigir su guión de Dos mulas y una mujer que pasa a Don Siegel. Luego el intento siempre aplazado de rodar Un caballo para el Sr. Barnum. Los últimos años se dedicaba a espectáculos taurinos para turistas (de toreo y rejoneo de salón) en su rancho donde cuida sus caballos lusitanos y andaluces de origen árabe. De ese espectáculo nació un curioso documento, Mi reino por un caballo... 

En junio de 1995 se le rindió un homenaje a su obra en Valencia, en el festival de Cinema Jove. Allí se vio casi toda la obra que firmó como Budd. Nuestros compañeros de “Encadenados”, Adolfo Bellido y Sabín, escribieron el primer libro completo sobre su obra. Sobre los días que pasó en Valencia hay un amplio artículo en este mismo número, en la sección “El bazar de las sorpresas”. 

Nigel Hawthorne

Actor británico. Murió a finales de diciembre a los 72 años de edad. Intervino últimamente en la película Las locuras del rey Jorge, por la que fue nominado para el Oscar. Fue nombrado en 1999 caballero del Imperio Británico. Se hizo famoso interpretando a Sir Humphrey en la serie de televisión británica Sí, Ministro. Había nacido en la parte central de Inglaterra (en Coventry) en 1929, pero a la edad de dos años marchó con su familia a Sudáfrica. Allí inició sus estudios de periodismo, carrera que abandonó para dedicarse al teatro. Después de su aparición en Si, Ministro intervino en Sí, Primer Minisro. En 1991 obtuvo un premio Tony por su interpretación en el filme Shadowlands.  

Probablemente el título más conocido del chileno Helvio Soto sigue siendo "Llueve sobre Santiago".Helvio Soto

Este realizador había nacido en Chile en 1930. Fue uno de los impulsores del cine militante chileno durante los años sesenta. Murió en su querido Santiago de Chile, donde había vuelto después de varios años de exilio debido a la persecución de la dictadura militar de Pinochet. Soto había comenzado su actividad en la televisión brasileña durante los años sesenta. A su vuelta a Chile formó parte del “nuevo cine chileno” junto a Raúl Ruiz, Miguel Littín o  Patricio Guzmán. Su primera película fue ABC del amor (1967) una coproducción entre Argentina, Brasil y Chile. Siguieron Caliche Sangriento; Lunes 1-Domingo 7, Voto más fusil, Metamorfosis de un joven de policía política, Llueve sobre Santiago. Esta última, con protagonismo de Jean Louis de Tritignant, la filmó ya en el exilio. Sus últimas películas han sido La triple muerte del tercer personaje (1980) y Americonga (1984).   

Carlos Estrada

Falleció en noviembre a los 74 años de edad. Había nacido en Buenos Aires. Su verdadero nombre era Demetrio Jorge Otero Logares. Comenzó interpretando teatro en Argentina. En 1961 se trasladó a España donde realizó su más importante interpretación en La tía Tula (1964) de Miguel Picazo. En la década de los sesenta regresó a Argentina donde siguió trabajando como actor tanto en cine como en teatro. Entre otras películas intervino en Accidente 703, Canción de juventud, Plaza de Oriente, Crimen de doble filo, Los amantes de Verona, Lola espejo oscuro, Las crueles... 

Gunnar Hellstrom

Realizador sueco nacido en 1928. Murió en noviembre. Fue también actor. Su película más famosa fue Chans (1962), una extraña galería de obsesiones sexuales. Se le trató de encontrar una cierta relación con Hamnstad (1947) de Ingmar Bergman. Otros títulos fueron Simon Syndaren (1954), Nattbarn (1955) o Solbakken (1956). 

Jaromil Jires

Director y guionista checoslovaco. Murió en octubre. Tenía 66 años. Durante los años sesenta participó, junto a Menzel, Nemec, Passer, Las canciones de Livingston y Evans fueron un elemento habitual en las comedias americanas de los cuarenta y cincuentaChytilova y Forman, en la renovación del cine checo. Realizó veinte películas de las cuales muchas, aún sin estrenar por acá, pasaron por diversos festivales. Su primer filme fue El grito (1963). Realizo la adaptación de La broma de Kundera. Otros títulos fueron Valerie y la semana de los milagros, Causa krank... Su fallecimiento se debió a un accidente de tráfico. 

Jay Livingston

Murió en octubre a los 86 años. Era compositor. Su colaborador habitual fue Ray Evans. Consiguió el Oscar en tres ocasiones por las canciones escritas para El hijo de rostro pálido, Captain Carey USA y El hombre que sabía demasiado (la celebre “Qué será, será”). Livingston se interpretó a sí mismo en El crepúsculo de los dioses

Roger Coggio

Actor, director y guionista francés. Había nacido en 1934. Antes de pasar al cine trabajo en el teatro. Su primera película fue Journal d’un fou (1963). Hasta los años setenta no volvió a realizar ninguna película. Entre ellas se encuentran Chronique d´un couple (1971), Les noces de porcelaine (1975) Silencio... se rueda (1976), una parodia del cine pornográfico, On peut le dire sans se fâcher (1978), C´est encore loin l´America (1979), otra parodia aunque esta vez del cine de Woody Allen o versiones de obras teatrales tales como Les fourberies de Scapain (1980), Le bourgeois gentilhomme (1982). Como actor intervino entre otras en Los carabineros de Godard y Una historia inmortal de Welles. 

La última obra importante de Donati fue "La vida es bella", el premiado filme de Roberto BenigniDanilo Donati

Diseñador de producción y decorador italiano de 75 años. Trabajó a las ordenes de Visconti en sus producciones operísticas. Colaboró con Pasolini en títulos como El evangelio según San Mateo, Pajaritos y pajarracos, El decamerón, Los cuentos de Canterbury, así como con Fellini en Satyricon, Amarcord, Roma, Ginger y Fred, Casanova..., Zeffirelli en La mujer indomable y Romeo y Julieta. También ha intervenido en Caligula (Brass) y La vida es bella (Benigni) que fue su último filme.  

Delia Garcés

Actriz argentina que falleció a los 82 años. Trabajó a las ordenes de Luis Buñuel en El y a las de Juan Antonio Nueves Conde en Rebeldía. Intervino en cerca de veinte películas de los cuales en más de la mitad fue dirigida por su marido Alberto de Zavalla. A finales de los años cincuenta abandonó la profesión. 

George Harrison

Tenía 58 años. Es el segundo miembro de The Beatles que desaparece. El primero fue John Lenon, asesinado a la salida de la enigmática casa donde se rodó La semilla del diablo. De los cuatro grandiosos cantantes que se convirtieron en mito en los años 60, probablemente George sea el menos conocido, quizá absorbido por la personalidad de John, la maestría de Paul o el gracejo de Ringo. Pero al igual que sus tres compañeros, George forma parte de la Historia y de la Cultura del siglo veinte. Participo en las películas del grupo tales como ¡Que noche la de aquel día!, Help (ambas de Richard Lester), o Let it be. Su interés por el mundo del cine le llevó a fundar una productora, dato éste poco conocido. Era la Handmade Films que cuenta entre sus producciones títulos como La vida de Brian, Los héroes del tiempo, Función privada, Mona Lisa, Cinco esquinas, Withnall y yo, La pasión solitaria de Judith Hearne, El enigma del hechicero y Monjas a la carrera

Ray Lovejoy

Montador británico. Falleció a los 62 años. Ayudante de montaje en la emblemática Telefono rojo ¿volamos hacia Moscú? se convirtió en el montador de 2001, una odisea del espacio nuevamente a las ordenes de Stanley Kubrick, con quien también colaboraría en El resplandor. Fue nominado al Oscar al mejor montador por Aliens, el regreso. Otras películas en las que intervino fueron La clase dirigente, Krull, Batman, La sombra del actor o El secreto de los Abbott

 Anthony Shaffer

Falleció a los 75 años. Escribió importantes obras de teatro. También fue guionista de grandes películas, entre las que destacan sin duda La huella de Mankiewicz y Frenesí de Alfred Hitchcock. Intervino también en los guiones de Muerte en el Nilo, Cita con la muerte, Absolución...

"Hay una chica en mi sopa", una de esas comedias de Boulting llenas de buenas intenciones y pobres resultadosRoy Boulting

Director, productor y guionista británico nacido en 1913. Hermano gemelo del igualmente realizador John, fallecido en 1985, y con el que codirigió varias películas. Durante los años cuarenta dirigió varios documentales de guerra. La primera película que realizó fue Consider your veredict (1937). Otros títulos suyos son Inquest (1941), Desert victory (1943), Ultimátum (1950), Huida hacia el sol (1956), curiosa variación del conde Zaroff con Richard Widmark de protagonista, Luna de miel en familia (1966), Nervios rotos (1968), Camas blandas, batallas duras (1973). En gran parte de su cine las buenas intenciones prevalecen sobre los logros. 

  

 
Volver al SUMARIO Página ANTERIOR Página SIGUIENTE Ir a la ÚLTIMA PÁGINA