Principal
Arriba

Cuando ruge la marabunta
Aquí un amigo
Con la muerte en los talones
Rashomon-Blake Edwards
Cinema Paradiso
Sin perdón
El último de la lista
Ópera prima
La muerte viaja demasiado
El valor del cine
Malalts de tele
Network
El bazar de las sorpresas
Gremlins 2
Ábrete de orejas
Farenheit 451
Retorno al pasado


Como todos los meses, una vez más os invitamos a mandarnos vuestra correspondencia, bien con comentarios de películas, bien con sugerencias o para preguntar aquel dato que hasta hoy no os habíais atrevido a preguntar a nadie. Os contestarán Mr. Arkadin y el Señor Kaplan, dos perfectos caballeros.

Teresa Román

Vaya, vaya. Así que ya tienes vídeo y todo. Estupendo. Así podrás revisar esas películas "serias" que tanto te gustan y que, hoy en día, sólo se pueden ver en televisión a altas horas de la noche. A nosotros también nos gusta el programa de La 2 de Garci, aunque con tanto amiguete (no debe tener tantos, porque siempre repiten los mismos), la cosa acaba despidiendo un cierto tufillo a compadreo. Coincidimos contigo en que al programa se le podría sacar más punta, quizá dándole un enfoque más didáctico y menos "ensoñador" (vamos, que sus recuerdos son suyos y muy lindos, pero cada uno tiene los suyos). En cualquier caso, es de las pocas iniciativas loables que todavía quedan para hacer frente a ese masivo ofertón de "programas ligeros para el verano". Lo mejor que puedes hacer es exactamente lo que tú piensas: grabar las películas mientras disfrutas de un paseo con los amigos y luego, otro día, sin prisas, revisarla en el horario que más te convenga... Oh, sí, la tecnología proporciona a veces pequeños placeres insospechados.

Entre nuestras lectoras hay quienes siguen estando enganchadas al "Gran hermano"... sus atractivos tendrá, suponemos.Mavi Galcerá

Mira tú por dónde. Así que eres una seguidora empedernida del "Gran Hermano" ese. No te preocupes, es un mal que afecta a muchos millones de españoles, incluso se sospecha que algunos políticos de este país han alcanzado su poltrona después de haber pasado pruebas similares. De todas formas, deberías ir más al cine, o incluso aprovechar algunos de esos momentos "hermanados" para leer, así descubrirías no sólo que ese nombre y ese ojo-logotipo del programa pertenecen a la novela "1984" de George Orwell (infeliz, pensaba que estaba hablando de un mundo imposible y no se daba cuenta que ese mundo ya lo hemos superado hace mucho con nuestra programación televisiva), sino que también podrías descubrir que la trama que mueve el programa, en el fondo, no es nada novedosa. Piensa, sin ir más lejos, en cualquier novela-misterio de Agatha Christie, pongamos por ejemplo "Diez negritos": la idea base es la misma, todos encerrados en un lugar, todos sospechosos y, poco a poco, los sospechosos van siendo eliminados, con la complaciente colaboración del lector-espectador, que ya ha ido haciendo sus apuestas a medida que avanza el relato. Al final, cuando todos piensan que va a ganar uno, va y resulta que no, que el inefable detective (o la pérfida audiencia) ha decidido que el ganador sea un personaje sorpresa que nunca había entrado en las quinielas de sospechosos. ¡¡Y pensar que los puristas atacaban las obras de Agatha Christie alegando que manipulaban al lector!!

"Gladiator", una banda sonora que sigue dando que hablar, sobre todo en los no habituales de la música cinematográficaMelón Diésel

Vale, vale. Gracias a Gladiator has descubierto que en el cine también hay música, además de cancioncillas del momento. Pues nada, hombre, te das una vuelta por cualquier gran almacén y descubrirás que hay secciones dedicadas a "bandas sonoras" en todos ellos. Eso sí, ya que has empezado por Hans Zimmer y Lisa Gerrard, te recomendamos que revises algunos trabajos anteriores suyos, particularmente La roca (Zimmer) y El dilema (Gerrard)... y si no los encuentras hoy en día, puedes probar en la tienda que para nosotros sigue siendo la más seria y preparada de España, está en Valencia, su nombre es "Rosebud" y su dirección es www.rosebudbandasonora.com. Allí no sólo puedes comprar, sino asesorarte sobre cualquier tipo de música de cine. Probar no cuesta nada.

Pepe K. Isquilloso

OK, eres un lector habitual de la revista y te has dado cuenta de que hemos repetido la crítica de Gracias por el chocolate en nuestra calificación de "Maravillas". El motivo no es la comisión que nos ofreció Chabrol (aunque hubo negociaciones sobre el tema: tenemos un devorador de chocolate-con-churros en la redacción que sería fácilmente sobornable), sino otros dos muy distintos: por un lado, no queremos dejar ninguna sección "vacía" de contenido un mes y, si es preciso, hemos pensado que mejor repetir una crítica que entrar en una sección donde lo que se ofrece es nada. Por otro lado, apoyar a títulos de interés, como es el del viejo Claude, nos parece una labor aceptable: ya reciben tanto apoyo mass-mediático otras mediocridades (véase Pearl Harbour) que, aunque sea en nuestra modestia, echar una mano a un título de interés manteniendo la recomendación durante más de un mes es algo que no nos avergüenza en absoluto.

 
Volver al SUMARIO Página ANTERIOR Página SIGUIENTE Ir a la ÚLTIMA PÁGINA