Los años desnudos: Clasificada S (2008) de Félix Sabroso y Dunia Ayaso

  19 Mayo 2014

Vuelve el destape (1)

los-anos-desnudos-1Tres aspirantes a actriz son las protagonistas de esta película, entre la comedia y el drama, que tiene más de intenciones que de resultados.

Acostumbrados ya a tratar a la mujer en otras de sus películas, como Fea o El grito en el cielo, Félix Sabroso y Dunia Ayaso han elegido esta vez a Candela Peña, Mar Flores y Goya Toledo para que den vida a tres actrices de la época del destape, allá por finales de los setenta y principios de los ochenta.

Hablar del destape en España es hablar de libertad sexual en el cine. Tras los años de la dictadura, la muerte de Franco abrió la veda. La transición a la democracia también dejó huella en nuestro cine. La represión de tantos años atrás, alimentó las ganas de libertad de expresión que se plasmó dejando ver a los espectadores lo que hasta el momento era impensable.

Fue en ese momento cuando directores como Mariano Ozores, Vicente Escrivá, Fernando Merino o Ramón Fernández comenzaron a rodar historias de argumento simple, con poco presupuesto, donde cualquier excusa era buena para quitarse la ropa. Las actrices eran conscientes de que era la moda y que era complicado vivir de la profesión sin mostrar sus encantos.

La mayor parte de estas películas que se calificaron como “S”, porque no llegan a ser porno, son insulsas. Comedias para pasar un rato divertido sin mucho que pensar. Las más ingeniosas hacían parodia de la sociedad española del momento, asombrada por tantos cambios, inocente en muchos casos y paleta en otros, el resto solían ser de tono machista, donde el hombre usaba a la mujer a su antojo para mero entretenimiento. En las películas del destape cualquier fantasía sexual podía llevarse a la pantalla, sólo hacían falta chicas con cuerpos bonitos que estuvieran dispuestas a ello. 

Los años desnudos de Félix Sabroso y Dunia Ayaso camina más hacia este segundo tipo de películas. Parece claro que sus tres protagonistas, Sandra (Candela Peña), Lina (Goya Toledo) y Eva (Mar Flores) son el reflejo de las actrices de aquella época en general y de María José Cantudo, Nadiuska y Agata Lys en particular.

Actrices de ayer y de hoy

Sandra es la una actriz de vocación, la que ha estudiado arte dramático y vale igual “para un roto que para un descosido”. Le gusta aprenderse los textos y no cae en los métodos de la época: es la que, salvando los tiempos del destape, consigue seguir su carrera y convertirse en una gran actriz.

Lina es la chica exuberante que de no ser por su cuerpo nadie la hubiera contratado. Como en aquella época la apariencia era más importante que la profesionalidad, tuvo su momento de gloria, claro que sus vicios pudieron con ella.

La tercera en discordia, Eva, es la chica de pueblo que llega a la ciudad con ganas de dejar su atrás su anterior vida y encuentra en el destape una forma de pagar sus gastos. Su belleza no pasa desapercibida entre la gente del mundillo y pronto se casa con uno de los productores más ricos del momento.

los-anos-desnudos-4

A la vista están los parecidos entre los personajes y las propias vidas reales de las actrices María Jose, Nadiuska y Agata, algo que no me parece mal, pero que creo, quita globalidad a la obra e interés histórico. Las vidas de cada una cobran tal importancia, que el fenómeno del destape pasa a un segundo plano, convirtiendo la comedia en drama. 

Por eso, las buenas intenciones y el buen inicio —incluyendo los títulos— se le van de las manos a Félix Sabroso y Dunia Ayaso. La película entra en una dinámica dramática que puede decepcionar a quienes esperen reírse con ella.

Las interpretaciones son buenas. Tanto las femeninas como las masculinas. Candela Peña, aunque es la única que sale íntegramente desnuda, no tiene por qué sentirse inferior. Su soltura, frescura y naturalidad ante la cámara, hacen que brille por encima del resto. Goya Toledo y Mar Flores, cierran el trío con un aprobado holgado.

Para ser el estreno de Mar Flores como protagonista, y a pesar de la polémica que despertó su participación en la película —más por motivos económicos que por otra cosa— el resultado es bastante bueno: no desentona, aunque sea menos expresiva que las otras dos.

Goya Toledo ya ha demostrado su buen hacer en otras películas como Las 13 rosas o Mararia, por la que fue nominada al Goya como actriz revelación. En Los años desnudos el papel de actriz viciosa también lo interpreta bien. Antonio Torre, Luis Zahera y Jorge Calvo en papeles muy diferentes aportan el punto de vista masculino de aquellos años.

¿Crítica o tributo?

De todas formas, cuando una obra cojea en formas es complicado salvarla aunque las interpretaciones sean buenas. Y es que el fallo aquí no está sólo en abandonar el tono de humor sino también en el mensaje. Quizás sea la falta de detalles, pero para mí el objetivo es un poco ambiguo. Lo que están promocionando como un tributo a los años del destape, en parte me pareció una crítica a la sociedad española de la época, al mundo del cine y a las actrices de entonces, y me explico.

Al finalizar, la idea que nos queda de cómo era el cine, por aquel entonces, es de un mundo lleno de vicios, trampas y engaños. Algo de todo eso habría, pero creo se le da demasiada importancia, sin tener en cuenta que no sólo entonces existía todo eso. Y en cuanto a la crítica a la sociedad, me refiero crítica a la poca opinión que seguían teniendo las mujeres —en este caso las actrices— que hasta ellas mismas se creían que se desnudaban por la libertad de expresión, sin ser conscientes de su verdadera situación. Y la otra parte crítica es a aquellas actrices no tan inocentes que disfrutaban de la mala vida con una sonrisa en los labios. Por estas tres cosas, creo que la película anda, como hemos dicho, entre crítica y tributo.

El cine del destape, aunque fue profesionalmente pobre, hizo sonreír a mucha gente y, queramos o no, forma  parte de nuestra cultura. Por tanto, merecía una película, aunque con un mensaje más claro y un tono más cómico.

Escribe Eva Cortés


(1) Esta crítica fue publicada originalmente en Encadenados el 7 de noviembre de 2008, con motivo del estreno del film en España.

los-anos-desnudos-2