Berlinale, 65 Festival Internacional de Berlin (4): Balance final y Palmarés

  27 Febrero 2018

No me toques

touch-me-notHa sido una gran sorpresa que la película rumana Touch Me Not, de Adina Pintilie, se llevara el Oso de Oro a la mejor película en esta edición de la Berlinale, sobre todo teniendo en cuenta que la película causó bastante estupor durante los pases de prensa y también del público que se hizo después de dar a conocer los premios. Se trata del pase especial al público que se proyecta de la película ganadora del Oso de Oro, sin que el espectador sepa al adquirir la entrada qué película será la que vea.

Por lo que narran los medios alemanes, ya cuando se anunció la ganadora algunos de los espectadores abandonaron la sala y que aproximadamente la mitad de los presentes se habían marchado cuando se llegó al final de la proyección.

Lo que ha perturbado tanto a periodistas, como al público ha sido el formato en que se plantea Touch Me Not. La película trata de una mujer que le resulta imposible dejarse tocar y debido a eso se convierte en una especie de observadora fija, obligando en cierta manera al espectador que va a ver la película a permanecer también en una posición voyeurística muy incómoda.

Para mí, la mejor película a competición de este festival fue precisamente la última que se pasó y prácticamente cuando la mayoría de los periodistas no berlineses estaban de regreso a su país o a su ciudad. In den Gängen (En los pasillos), realizada por Thomas Stubers, cautivó a la mayoría de los periodistas presente en la sala.

La película se centra en Christian, un joven que acaba de incorporarse a trabajar en un supermercado. A pesar de ser un joven cerrado, silencioso e inexperto, conectará con los trabajadores de esta cadena de supermercados de una zona muy desfavorecida de Alemania. En esos largos pasillos aprenderá los trucos del manejo de la carretilla elevadora y al mismo tiempo se abrirá al cariño de los colegas.

Thomas Stuber intenta con esta película «que esos pequeños destinos de los personajes se narren en grande», creando una emocionalidad propia. In den Gängen está brillantemente coreografiada con un toque de surrealismo mágico, por lo menos la actitud que se ve del hombre frente a la máquina. Aunque lo que más nos acerca a esta historia es que en la vida diaria puedes encontrar a estos personajes en cualquier esquina.

Curiosamente la película polaca Mug, de Malgorzata Szumowska, que se llevó el Oso de Plata, también se pasó el último día, y Museo, del mejicano Alonso Ruizpalacios, que gustó mucho, se proyectó al final del festival. Así que realmente podemos decir que la calidad de la sección de competición subió en el último momento.

Para mí se merecen también una mención especial dentro de la sección de competición, aunque no se llevaran nada, los siguientes: Lav Diaz con su film Season of the devil, por su poder hipnotizante y lírico, y Gus van Sant con Don't Worry, He Won't Get Far on Foot, por el trabajo extraordinario de los actores Joaquin Phoenix y Jonah Hill y de elaboración de los diálogos.

En mi última crónica hablé de películas de gran calidad que pudimos ver en otras secciones y quiero mencionar Becoming Astrid, de Pernille Fisher Christensen, y Shock Waves, de Ursula Meier, que se hubiesen merecido por su calidad estar en la sección de competición y acabaré nombrando una muy especial que se ha llevado el premio Oso de Cristal de la sección Generation.

Se trata de Cross my heart, del canadiense Luc Picard, una película muy bella cinematográficamente hablando, situada en 1970 en medio de la llamada Crisis de octubre y de la declaración de la ley marcial en Quebec. A través de la mirada de Manon, de 12 años, aprenderemos a apreciar el verdadero valor de las promesas cumplidas.

en-los-pasillos

Resumen del palmarés:

Oso de Oro al Mejor Filme: Touch Me Not, Adina Pintilie

Oso de Plata del Gran Jurado: Twarz (Mug), Malgorzata Szumowska

Oso de Plata Premio Alfred Bauer: Las herederas, Marcelo Martinessi

Oso de Plata al Mejor Director: Wes Anderson, Isle of Dogs

Oso de Plata a la Mejor Actriz: Ana Brun, Las herederas

Oso de Plata al Mejor Actor: Anthony Bajon, The Prayer

Oso de Plata al Mejor Guion: Manuel Alcalá y Alonso Ruizpalacios, Museo

Oso de Plata a la Mejor Contribución Artística, Vestuario o Diseño de producción: Elena Okopnaya, Dovlatov

Oso de Plata al Cortometraje del Gran Jurado: Imfura, Samuel Ishimwe

Oso de Oro al Mejor Cortometraje: The Men Behind the Wall, Ines Moldavsky

Mejor Ópera Prima: Touch Me Not, Adina Pintilie

Berlinale Glashüttle Original, Documental: The Waldheim Waltz, Ruth Beckermann

Sección Panorama: Premio del Público de película de ficción: Profile, de Timur Bekmambetov

Sección Panorama: Premio del Público de documental: El Silencio de Otros, de Almudena Carracedo y Robert Bahar

Escribe Laura Bondía

cross-my-heart